Análisis | Planet Coaster - Battle4play
Home » Análisis » Análisis | Planet Coaster

Análisis | Planet Coaster

Muchos/as de vosotros/as añoraréis las entregas de gestión de parque de atracciones, empezando con Theme Park y terminando con Roller Coaster Tycoon. Esta última marca lanzó un nuevo videojuego que no cuajó y decepcionó a la mayoría de fanáticos/as del género, dando por muerta toda esperanza de disfrutar algo a la altura.


Hoy venimos a resucitar esa esperanza y es que os vamos a presentar el nuevo lanzamiento de ordenador llamado Planet Coaster. Os vamos a plasmar nuestras impresiones de esta obra de Frontier Developments, responsables de títulos como Zoo Tycoon.

STEAMWORKSHOP ES EL MEJOR ACIERTO

Desde que se anunció logró despertar en muchos/as de nosotros/as algo de nuestro interior, ya que prometía darle un lavado de cara a este género de gestión y creación, con una amplia gama de opciones acompañada de unos gráficos a la altura de la actual generación.


Nos encontraremos con tres modos de juego diferentes llamados Carrera, Creación y Desafío, los cuales darán mucho de sí. Un punto positivo y que le asegura un futuro próspero y duradero es su inclusión en Steam Workshop.

En esta herramienta podremos disfrutar de obras realizadas por otros/as jugadores/as, usarlas en nuestros parques, compartir nuestras creaciones y mucho más. Por lo que se forma una comunidad afianzada donde se ayuda a crear o se crea una competitividad por lograr el recinto más original y espectacular de toda la red.


En poco tiempo ya hay más de 50.000 artículos extras para implementar en nuestras creaciones gracias a esta herramienta. Algunos tan chulos como un Dinosaurio robótico o el mismísimo castillo de Disneyland.

Con lo poco comentado ya podéis sacar vuestras conclusiones, aquí quien manda es tu creatividad, piensa en algo e intenta darle vida en este fantástico videojuego.

GRAN VARIEDAD DE CONTENIDO, MUCHAS COSAS POR HACER

Tal vez lo que más extrañe sea la falta de una opción Tutorial donde aprender lo básico del título pero podemos asegurar que es muy intuitivo y en un visto y no visto estarás dominando cada uno de los aspectos que nos ofrece.

Lo que si es recomendable antes de lanzarte a la aventura de Desafío o Creación, pasar por la opción Campaña donde más o menos nos van guiando para que no se nos pase ningún tema importante por alto ya que hay muchas cosas por hacer.


En él deberemos ir superando pruebas para subir de nivel, además no sólo habrá que centrarse en crear atracciones sino habrá que cuidar el aspecto estético o mantener contentos/as a los clientes en general.


En cuanto a las atracciones comentadas, hay una menor variedad que en algún otro título visto, pero con el SteamWorkshop eso no es ningún problema. Además todas las que se han implementado, que no son pocas, están bien recreadas y son bastante vistosas, divertidas y originales.

LAS PERSONAS NO SON MONIGOTES SIN SENTIDO

No sólo vemos el grado de dedicación en las atracciones, la posibilidad de personalizar la música es fantástica. Además las personas no son las típicas que son todas iguales y se comportan como robots.


En esta entrega apreciamos público de todo tipo en el que veremos algo más que un monigote, podremos saber si lo estamos haciendo mal o bien al observar sus reacciones o caras. Un punto a favor ya que un parque de atracciones con robots no es lo mismo que con humanos.

Además ellos mismos te darán peticiones que si no sigues veras como repercute en nuestra economía, un factor a tener en cuenta si no queremos ir a banca rota. Una manera de mejorar este apartado es haciendo uso de las campañas publicitarias.

RENDIMIENTO PERFECTO

Uno de los problemas más comunes al tratarse de un videojuego exclusivo de ordenador, es preocuparse por el funcionamiento y la optimización del mismo. Aquí debemos comentar que no puede haber queja alguna, ya que no tenemos un ordenador de la NASA y nos ha funcionado a la perfección y sin tirón alguno.

Si a eso le sumamos el uso de interfaz limpia e intuitiva, como ya hemos comentado, las sensaciones que deja al ser controlado son totalmente positivas. Destacar que podremos jugar también con el tema de iluminación, sombras, y demás detalles que se acaban agradeciendo con el paso del tiempo.

CON O SIN PRESIÓN, TU ELIGES

Todavía nos queda por hablar de dos de sus modos: Desafío y Creación. La segunda opción está totalmente destinada para trastear con todo lo que se te ocurra ya que no hay ninguna restricción a la hora de construir.

Decimos adiós al dinero y decimos hola a nuestra imaginación, mientras construimos, probamos mods y todo lo que se nos ocurra. Intentaremos saciar todo lo que se le ocurra a nuestro/a niño/a interior.


Una vez ya dado con nuestro recinto perfecto, podemos intentar dar paso al Modo Desafío, el cual también nos hace empezar de cero, pero aquí SÍ que tendremos que gestionar bien el dinero si no queremos acabar cerrando.


Así podremos comprobar si lo que hemos creado a la hora de imaginar, podría llegar a salir rentable en esta opción. Alternando entre modos y posibilidades, os podemos asegurar que no tendréis tiempo para aburriros.


El único aspecto negativo destacable que hemos podido encontrar, y que sólo afectará a los/as más jugones/as, es que con el tiempo el factor de gestionar el dinero se os puede quedar corto al no ofrecer más dificultad. Por lo demás es un título de 10.

NOTA FINAL

En definitiva si llevas tiempo esperando un título de gestionar o crear parque de atracciones desde hace tiempo y no encontrabas ninguno a la altura, éste si lo está. Han logrado que este género de el salto a la generación cayendo de pie.
A pesar del pequeño punto negativo destacado, la diversión que proporciona es ilimitada, sacará lo mejor de nosotros/as. Nuestro/a niño/a interior se lo pasará bomba diseñando y viendo cada una de las animaciones disponibles.

Te puede interesar...

Comparte para que se enteren todos/as tus amigos/as:

Creador de la web, entrenador Pokémon por naturaleza. Intentando informar de todo lo relacionado con el mundo de los videojuegos, las series y las películas. Yu-gi-oh es mi debilidad, coleccionando cartas desde que el mundo es mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*